Para correspondencias y contactos :
TEMPLOTAOISTA@YAHOO.COM

Por este link apoya al TIBET

Un libro Budista Shin

Desde aquí puedes realizar tu busqueda

lunes, 31 de mayo de 2010

El budismo en China



spanish.china.org.cn

El 11 del marzo pasado (15 del segundo mes, según el calendario lunar) se cumplió un aniversario más del nirvana de Sakyamuni, fundador del budismo. Un pequeño callejón próximo a Shichahai, famoso punto de interés de Beijing, se volvió más animado que lo normal y quedó colmado de gente que iba a visitar el templo Guanghua. “No pensamos que fueran a venir tantas personas. Preparamos el doble de comida vegetariana que habitualmente hacemos, pero resultó insuficiente”, relató el cocinero del santuario. El primer día y el quince de cada mes lunar, fechas importantes para la vigilia vegetariana, hacer votos y rendir culto a Buda, en el templo también se celebran ceremonias religiosas para orar sutras.

Cuatro días después, con motivo del aniversario del nacimiento de Avalokitesvara (Guanyin, bodhisattva de la Misericordia), el número de visitantes a la montaña Putuo, considerado el santuario de Avalokitesvara, aumentó un 20% en comparación con el mismo periodo del año pasado. Según las autoridades locales, en los primeros dos meses del presente año se incrementaron en más de un 45% los ingresos provenientes del turismo, alza generada principalmente por los peregrinos.

Aunque aún no se conocen las cifras oficiales más recientes sobre el número de creyentes chinos, en 2005 Liu Zhongyu, profesor del Centro de Investigación de la Cultura Religiosa de la Universidad Pedagógica del Este de China, realizó una encuesta sobre la fe religiosa de los habitantes mayores de 16 años de 31 provincias y regiones autónomas de la parte continental del país. Al azar fueron repartidos 5.000 cuestionarios, 4.500 de ellos calificados como válidos una vez recuperados. Más de un 30% de los encuestados reconoció profesar algún culto religioso, que en el 33,1% de los casos es el budismo, lo que ubica a este credo como el de mayor número de fieles entre todas las religiones practicadas en el país. “Es el mayor el porcentaje de creyentes del budismo entre los intelectuales y las elites, y también es alto el porcentaje entre los jóvenes”, precisó el catedrático, para quien el total de adoradores de Buda sobrepasa ya los 300 millones, muy por encima de los 100 millones estimados por el Buró Estatal para Asuntos Religiosos en 1997.

“En China el budismo ha dado señales de resurgimiento y muestra de ello son las edificaciones de cultos erigidas en los últimos dos años”, confirmó un budista. En la provincia de Shaanxi, se reconstruyó el templo Huayan, lugar de nacimiento de la secta Huayan del budismo chino, y se planeó la ampliación del monasterio imperial Famen, de más de mil años de antigüedad. En la provincia de Hunan se puso en marcha desde 2008 la reconstrucción de la nueva sede del templo Yuquan, con 600 años de historia, y en la provincia de Henan se erigió la estatua de Buda más alta del mundo, de 208 m.

Por su parte, la provincia de Shandong reedificó el milenario templo Baoxiang, la provincia de Zhejiang levantó la escultura sentada más alta del mundo del Buda Maitreya y la vecina Jiangsu también erigió un gran Buda, de 88 m de alto, y el majestuoso palacio budista, que propició la celebración del II Foro Mundial Budista, a finales de marzo pasado, al que asistieron más de mil monjes eminentes de 37 países y regiones del mundo.

“Las investigaciones anteriores confirmaban que los chinos depositaban una aspiración muy realista en su culto religioso, pero mi encuesta reveló que los chinos de hoy seleccionan una fe para satisfacer en gran medida su necesidad espiritual”, agregó Liu.