Para correspondencias y contactos :
TEMPLOTAOISTA@YAHOO.COM

Por este link apoya al TIBET

Un libro Budista Shin

Desde aquí puedes realizar tu busqueda

martes, 9 de agosto de 2011

Buda toca el corazón de O Ribeiro

Un lama tibetano erige en San Amaro el primer retiro budista de Galicia

MARCOS DOESPIRITUSANTO - Santiago - 26/07/2011

Vota

Esta primavera ha llegado cargada de alegría para la pequeña aldea de Ventoselo (San Amaro, Ourense). Toda la alegría que conlleva el hecho de que sus callejuelas puedan volver a escuchar el eco de alguna pisada desde que, hace siete años, muriese su última vecina. El abandono, como ocurre siempre, comenzaba a amenazar con el desplome y la ruina de la decena de viviendas de piedra y barro que componen el pueblo, junto con varios alpendres y dos hórreos destartalados. Ahora, la esperanza ha irrumpido de nuevo en la aldea, solo que, esta vez, lo ha hecho por la vía de lo espiritual.

La noticia en otros webs

Los promotores han adquirido una casa en una aldea abandonada

Gueshe Tenzing Tanding prevé abrir una biblioteca con textos sagrados

El pasado 20 de abril un grupo de canteros vigueses apuntalaban las primeras piedras del que será el monasterio budista Cho Sup Tsang, el primero de la tradición tibetana que existirá en Galicia. Detrás del proyecto, están el lama Gueshe Tenzing Tanding, líder espiritual de una veintena de centros desperdigados por España dentro de la orden Guelupa (la del Dalai Lama), y Constantino Barreiro, director del Centro Budista de Vigo, que fue el primero en aconsejar al maestro sobre las posibilidades de erigir un retiro en suelo galaico.

El lama tibetano, que recibe el título de gueshela, había estado en Galicia en dos ocasiones desde 2000, para ofrecer cursos de meditación y formación budista. Tras comentar el proyecto con su discípulo vigués, Barreiro se puso manos a la obra y recorrió el sur de Galicia en la búsqueda de un paraje que pudiese albergar el monasterio.

"En 2008, encontré en esta aldea una antigua casa a la venta que cumplía los requisitos que el maestro me había trasladado: naturaleza, silencio y bajo coste", comenta. La casa dispone de 400 metros cuadrados y otros 7.000 de finca colindante. El entorno es solitario y en contacto absoluto con la naturaleza. Y, sobre todo, su precio estaba muy por debajo del de otras ofertas que habían barajado ya que, para su financiación, dependen únicamente de las donaciones privadas de los discípulos.

Desde mediados de julio, Gueshe Tenzing Tanding, que reside habitualmente en su centro de Menorca y realiza varias giras por Europa y América al año, se encuentra en Ventoselo supervisando y colaborando en las obras. Recibe a las puertas de su alojamiento temporal, dos modestos contenedores frigoríficos de más de seis metros de largo que han sido ensamblados y que albergan de manera provisional la Gompa, el recinto sagrado de culto que el maestro utiliza para sus oraciones y para recibir a sus secuaces (más de 300 en toda Galicia).

Su silueta, de aspecto fornido y cubierta por una túnica granate, es fácilmente reconocible entre el acopio de gente que colabora en las obras, entre discípulos y obreros. Durante la conversación, no deja de voltear entre sus dedos la mala, una especie de rosario que sirve para recitar mantras y "desarrollar buen corazón". "Galicia me transmite muy buena energía. Es una tierra muy espiritual y estoy seguro de que aquí vamos a poder profundizar mucho en la filosofía de Buda", afirma risueño.

En San Amaro, la llegada del monasterio budista ha sido acogida con júbilo. El alcalde se ha volcado en el proyecto, en vistas de las posibilidades que puede ofrecer a la localidad la presencia estimada de 100 personas al año en el retiro. Sus vecinos también ven con buenos ojos su construcción. "El cura ese [refiriéndose al lama] es muy generoso y los que vienen con él saludan muy amablemente", comenta una anciana de San Amaro.

La vivienda en la que están trabajando, que albergará las dependencias del maestro y de los shanga (discípulos), estará rematada en navidades. En ella, el lama tiene previsto establecer su residencia habitual de manera paulatina y traer a aprendices de monje que estudian en su monasterio de la India. Este año se han hecho con una vivienda colindante a la que está en obras para más dependencias. "También queremos levantar una nueva gompa, con capacidad para más de 400 personas", comenta Barreiro. Una obra que irá en paralelo a la edificación de una gran biblioteca que dará cobijo a los textos sagrados de la orden tibetana traídos de la India y el Nepal y que constituye una de las grandes aspiraciones del lama. "Será la más grande de Europa", afirma.

Mientras tanto, Gueshe Tenzing Tanding se mueve con soltura por el recinto del futuro monasterio y la carballeira que lo rodea. Su jornada comienza cada mañana a las cinco, para meditar y hacer las postraciones, y se declara un apasionado de la comida gallega. "Me encantan las patatas", proclama. Dos años atrás, el lama visitó el Monasterio de Oseira, en la localidad de Cea. El abad requirió su presencia para conocerle y mostrarle el convento cristiano: "Me gusta conocer otras tradiciones. Los monjes son muy respetuosos y les llamaremos para dar una conferencia". Budismo y cristianismo parecen hacer buenas migas en el corazón de O Ribeiro.