Para correspondencias y contactos :
TEMPLOTAOISTA@YAHOO.COM

Por este link apoya al TIBET

Un libro Budista Shin

Desde aquí puedes realizar tu busqueda

domingo, 18 de noviembre de 2012

La meditación reduce a la mitad los riesgos de un ataque al corazón

Medicina natural

Investigaciones desarrolladas por el Colegio Médico de Wisconsin, en Estados Unidos, concluyeron que quienes practican meditación trascendental, tienen hasta un 48% menos de probabilidades de padecer un ataque al corazón.

Viernes 16 de noviembre de 2012 | 14:16
El estudio fue realizado entre pacientes afroamericanos con enfermedades cardíacas, a quienes se comparó con otros pacientes que habían recibido educación sanitaria, indicaciones de dieta y ejercicio, en función de su patología cardíaca: quienes meditaban tuvieron menos ataques cerebrovasculares, y murieron en menor proporción que quienes no lo hacían.
Los análisis, publicados en Cardiovascular Quality and Outcomes, añade que los que practicaron regularmente la meditación, experimentaron menos estrés y menos ataques de ira, redujeron su presión arterial, y elevaron significativamente sus índices de supervivencia.

La conexión mente-cuerpo frente al estrés

Aunque el grupo que meditaba y el que solamente atendía los consejos sobre dieta, ejercicio y controles, mantuvieron los mismos niveles de cambio de peso, sistema de alimentación e incluso en su consumo de alcohol –el tabaco fue eliminado en ambos grupos- la tendencia a mejorar con más impulso y mayor velocidad, se dio entre los que meditaban.
“Manejamos así la hipótesis de que la reducción del estrés, mediante la conexión mente-cuerpo podría ayudar a mejorar las tasas de la epidemia de afecciones agudas cardiovasculares”, afirmó Robert Schneider, director del Instituto de Medicina Natural y Prevención, en Fairfield, Iowa.
La meditación, presente entre la humanidad desde hace más de 5.000 años, se ha mostrado efectiva para aumentar el cociente intelectual, mejorar la memoria, e incluso algunos estudios la pautan como positiva para mejoras en el sistema inmunológico.
Sin embargo el alivio del estrés y la disminución de la presión arterial, son sus beneficios más antiguos reconocidos, aún desde antes que el término “estrés” accediera al lenguaje convencional. En la Universidad de Melbourne, Australia, se emplea el silencio mental obtenido con la meditación, para el tratamiento de cuadros depresivos y en la reducción del estrés laboral.
Lared21